Cómo iniciarse en el negocio de los autos de deshecho

La industria del automóvil es una industria madura que tradicionalmente se ha centrado en el diseño y la fabricación, así como en la comercialización de prestigio. Esto significa de adoptar procesos de reciclaje autosuficientes y utilizar materiales reciclables que mantengan su calidad a lo largo de los procesos de reciclaje.

El reciclaje en circuito cerrado es más preferible porque permite que un producto se recicle de nuevo en sí mismo. Los fabricantes de automóviles de lujo pueden establecer programas que recojan más proactivamente los vehículos al final de su vida útil directamente de los usuarios finales.

Aunque tales programas existen hoy en día, la responsabilidad de contactar y localizar el centro de recogida recae normalmente en el cliente, creando así molestias al cliente. Lo ideal sería que las empresas establecieran mayores incentivos para que los clientes devuelvan sus vehículos al final de su vida útil directamente para que los materiales elegibles para el reciclaje de circuito cerrado puedan ser extraídos directamente y remanufacturados en nuevos componentes del vehículo.

Este tipo de reciclaje o desguaces de Madrid reduce el uso de energía hasta en un 75%. Esto se traduce en un ahorro de costes en los procesos de fabricación. También asegura que los fabricantes de automóviles no pierdan de vista la mayoría de estos vehículos después de la venta inicial, y pueden captar todo el valor potencial de estos vehículos, ya que su vida útil media es de 13 años.

alquilar, en lugar de vender, los productos

Esto significa que la empresa cobra a los clientes una cuota por usar sus productos y servicios. A cambio, los clientes disfrutan de una mayor tranquilidad y comodidad, mientras que las empresas obtienen mayores márgenes de beneficio. Netflix y Apple Music ya han implementado este modelo en las industrias del cine y la música respectivamente. Si se implementa en la industria automotriz, tal arreglo reduce significativamente el desperdicio innecesario de los consumidores, y promueve la longevidad del vehículo.

En este modelo, los fabricantes pueden mitigar la reducción de la rotación de productos con un aumento de la lealtad de los clientes y mayores márgenes de beneficio. Este modelo de ingresos aumenta los beneficios por unidad, al tiempo que reduce la necesidad de aumentar continuamente el personal de fabricación y ventas.

Los fabricantes de automóviles ofrecer un programa de arrendamiento a largo plazo, en el que la empresa cobra a los clientes una cuota mensual por conducir el vehículo. En lugar de vender el vehículo en su totalidad, el fabricante retiene la propiedad del mismo, y le proporciona una garantía de por vida.

Durante la vida útil del vehículo (por ejemplo, 13 años), el fabricante de automóviles cubre todas las reparaciones elegibles para la garantía sin cargo adicional. A cambio, el cliente paga una cuota mensual fija durante toda la duración.

 

Leave a Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

....